Cuba da a conocer nuevas medidas a cumplir en sus hoteles cuando reabran al turismo

Hace unos días dimos a conocer en nuestro blog algunas de las medidas sanitarias que se comenzarán a exigir en los hoteles en Cuba una vez que vuelvan a abrir sus puertas al turismo. Sin embargo, parece que la cosa va más allá y que las instalaciones hoteleras tendrás estrictas condiciones que cumplir, tanto por huéspedes como por trabajadores, haciendo un poco más difícil que la estancia sea del todo placentera en una vacaciones.

Así lo deja ver en sus redes sociales la cadena hotelera estatal Cubanacan, quienes han explicado que la reapertura de estas instalaciones será por fases y en cada una de ellas existirán medidas de estricto cumplimento.

Inicialmente se escogerán una serie de hoteles donde se pondrán en práctica estos protocolos de manera experimental.

En la primera fase se eliminarán los servicios en las barras de los bares, snack bar y lobby bar y todos el servicio se realizará directamente en las mesas.

Ya los huéspedes no podrán servirse en las mesas buffet y las mesas en los restaurantes respetarán para su ubicación distancias prudenciales.

En el área de recepción de los hoteles tendrán una protección con algunos parabanes traslúcidos para que no haya intercambio directo entre el visitante y los carpeteros

Además se ubicarán alfombras para la desinfección del calzado de los clientes a su llegada, así como productos para la desinfección de las manos. También se le tomará la temperatura a cada huésped una vez que llegue a la instalación.

A la entrada de los ascensores se dispondrá de gel antibacterial y tendrán una capacidad limitada, a excepción de familias, que si pueden utilizarlos en grupos.

Será riguroso el lavado y desinfección de la lencería de las habitaciones y la higiene y saneamiento de estas; cambiará el método de reciclaje de los desechos y residuales de las instalaciones. El mobiliario, al igual que toda la lencería, llevará un protocolo de higienización y desinfección muy, muy diferente al que usualmente se llevaba.

También se rediseñará el uso de las playas y de las piscinas. Las tumbonas no podrán estar a menos de dos metros de distancia y al menos una vez al día se desinfectarán.

Las discotecas y centros nocturnos no funcionarán, y los espectáculos que se realicen en estas instalaciones tendrán que realizarle en áreas abiertas y manteniendo el distanciamiento físico, con las sillas entre 1.5 y 2 metros entre sí.

Todos los hoteles tendrán un médico las 24 horas, que se encargará, como si fuese un inspector sanitario, de que se cumplan todas las medidas orientadas en cada instalación.


Mantente actualizado en tiempo real a través de nuestro canal de Telegram:

CubaCute en Telegram


Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que estás de acuerdo con esto, pero puedes optar por no hacerlo si lo deseas. Aceptar Leer más