Gobierno cubano emite nota oficial sobre muerte a manos de un policía de un joven de 27 años

El Gobierno cubano acaba de emitir un comunicado oficial para aclarar los detalles sobre el asesinato esta semana del joven Hansel Ernesto Hernández Galiano, de 27 años de edad, a manos de un policía en el municipio de Guanabacoa, al este de La Habana, cuando fue sorprendido “infraganti” mientras robaba piezas de un paradero de ómnibus.

La declaración, firmada en este caso por el Ministerio del Interior (MININT), refiere que las autoridades “lamenta el fallecimiento de esta persona en las circunstancias antes descritas, en medio de intensas jornadas de nuestros combatientes junto al pueblo en defensa de la vida, la tranquilidad ciudadana y el orden interior”.

“Como parte de las investigaciones realizadas, hasta el momento, se pudo establecer que durante la persecución -a la carrera, a lo largo de casi dos kilómetros- por un terreno irregular, el individuo para evitar ser detenido agredió con varias piedras a uno de los policías, una de las cuales lo golpea en la entrepierna, otra el lateral del torso y una tercera le disloca el hombro y lo lanza al piso”, revela el informe oficial.

“En el intervalo en que el agresor lanza las piedras, el militar realizó dos disparos de advertencia. Acto seguido y debido al peligro para su vida por la magnitud de la agresión, el policía riposta desde el piso efectuando un disparo con su arma de reglamento que impacta al individuo y le provoca la muerte”, agrega el MININT.

La nota enfatiza que la victima, residente en el propio municipio donde ocurrió el hecho, tenia antecedentes por Amenaza, Abusos Lascivos y Robo con Violencia, por lo cual cumplió sanción y se encontraba en libertad condicional.

La nota oficial es la primera referencia oficial al suceso, denunciado por los varios medios de prensa y en desde las redes sociales, por el incidente tuvo lugar el pasado miércoles.

Los familiares de Hernández denunciaron el hecho en las redes sociales, lo que provocó disimiles reacciones. Algunos periodistas oficialistas aseguraron que se trataba de un “delincuente”, justificando su muerte.

“Nosotros, los familiares, pedimos con clemencia que este hecho tan cruel a manos de nuestra supuesta seguridad nacional, de ninguna manera, quede impune”, escribió en Facebook Lenia Patiño, tía del fallecido.

Hernández fue velado y enterrado el mismo miércoles y en su funeral hubo un altercado entre algunos policías que acudieron a dar el pésame y los familiares.


Mantente actualizado en tiempo real a través de nuestro canal de Telegram:

CubaCute en Telegram


Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que estás de acuerdo con esto, pero puedes optar por no hacerlo si lo deseas. Aceptar Leer más