Joe Biden si llega a la presidencia derogará la política de Trump a Cuba, pero mantendrá el embargo contra la Isla

La aspirante demócrata a la Vicepresidencia de EEUU, Kamala Harris, aseguró que si llega a la Casa Blanca ella y su compañero de fórmula, Joe Biden, derogarán las restricciones que Donald Trump ha impuesto sobre Cuba, aunque el fin del bloqueo no ocurrirá “pronto”.

“Nosotros daremos marcha atrás en las políticas fallidas de Trump. Y como hizo anteriormente como vicepresidente, Joe Biden también exigirá la liberación de los presos políticos y hará de los derechos humanos una pieza central en la relación diplomática”, explicó

Biden, que fue el vicepresidente de Barack Obama (2009-2017), ha expresado su deseo de mejorar la relación con Cuba y volver a las políticas de la etapa conocida como “deshielo”, que comenzó en 2014 y concluyó con la llegada de Donald Trump a la Casa Blanca en enero de 2017.

Durante esa etapa de distensión, Obama tomó varias medidas para relajar las restricciones del embargo económico que pesa sobre la isla desde 1962 y llegó a pedir al Congreso de su país que lo levantara, ya que ese órgano es el único con capacidad de hacerlo.

Preguntada al respecto, Harris evitó pronunciarse directamente, aunque se mostró pesimista sobre la posibilidad de que eso ocurra.

“El embargo es la ley; se necesita una ley del Congreso para levantarlo o se necesita que el presidente determine que un Gobierno elegido democráticamente está en el poder en Cuba. No esperamos que ninguna de estas cosas ocurra pronto”, se limitó a decir.

Por último, la senadora también acusó al mandatario de estar “separando a familias cubanas mediante restricciones a las visitas familiares y las remesas”.

Bajo el Gobierno de Trump, EE.UU. ha impuesto límites a las remesas y vetado los vuelos comerciales y chárter desde territorio estadounidense a Cuba, aunque permite que algunos aviones aún aterricen en La Habana.

Además, Trump ha endurecido la política hacia Cuba con reducciones del personal diplomático, el aumento del embargo comercial, restricciones a los cruceros y un aumento de los impedimentos para viajar a la isla, donde el turismo de los estadounidenses ya está prohibido.

Trump ha endurecido en los últimos meses sus políticas hacia La Habana en un intento por conquistar el voto los estadounidenses de origen cubano en el estado clave de Florida, donde Biden y Harris han optado por un discurso un poco más conciliador.


Mantente actualizado en tiempo real a través de nuestros canales de Telegram:

Noticias minuto a minuto

CubaCute en Telegram

Chatea con otros cubanos y discute de todo cuanto se te ocurre sobre Cuba

Grupo CubaCute en Telegram


Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que estás de acuerdo con esto, pero puedes optar por no hacerlo si lo deseas. Aceptar Leer más