domingo, octubre 17, 2021
InicioActualidadMadre de joven cubano condenado a cadena perpetua por intentar secuestrar en...

Madre de joven cubano condenado a cadena perpetua por intentar secuestrar en La Habana en 2007 un avión, donde hubo dos víctimas mortales, vuelve a pedir fe de vida de su hijo

La madre de Leandro Cerezo Sirut, el joven condenado a cadena perpetua hace casi 15 años por intentar secuestrar un avión estatal para huir de Cuba, está pidiendo una vez más que las autoridades cubanas le den una fe de vida de su hijo, a quien no ha podido contactar desde hace 6 meses.

María Victoria Sirut Reyes, residente en Estados Unidos, asegura que su familia en Camagüey lo han intentado visitar en más de una ocasión y no han podido dar con él, pero que les han llegado informaciones de que Leandro está muy enfermo y no ha recibido atención médica.

Alegó que los responsables de la prisión de máxima seguridad Kilo 8 (Camagüey), donde Leandro cumple su condena, no han cedido ante las solicitudes de información sobre el recluso. Lo último que se supo del joven de 33 años es que fue sometido a castigo en celda tapiada el 5 de noviembre de 2020.

Cerezo cumple pena por secuestrar un avión, tomar rehenes y portar arma de fuego, operación fallida que cobró dos vidas.

El preso político estaba pasando por un deteriorado estado de salud física y mental cuando se supo de él por última vez, información dada a los familiares por otros presos de la misma cárcel, a quienes tampoco han podido contactar desde entonces.

María Victoria contrató al abogado Edilio Hernández para lidiar con las gestiones para contactar a su hijo, quien está especializado en casos de presos políticos. El letrado consiguió la licencia extrapenal para Silverio Portal y ha pedido indultos para los 4 cubanos condenados a cadena perpetua que realizaron el célebre intento de secuestro de la lanchita de Regla en 2003, e insultos para los 5 reclusos (también con cadena perpetua) que intentaron secuestrar el avión Isla de la Juventud-La Habana en ese mismo año.

Hernández explicó que, tras un estudio del caso, piensa solicitar una revisión de condena porque Leandro, técnicamente, no asesinó a ninguna de las 2 víctimas mortales de la acción, así que solo fue cómplice de asesinato y eso merece una sentencia menor.

Por ende, recalcó que no le pueden achacar el delito de asesinato del que se le acusa, y tampoco tipifica el delito imputado de posesión de explosivos debido a que él cargaba con una arma de fuego, cuyas diferencias a ojos de la ley respecto a una granada se recogen en la Ley de Actos contra el Terrorismo de Cuba.

Cerezo no disparó al oficial dentro del avión que pretendían secuestrar para escapar, aunque sí participó en la toma de rehenes.

Añadió que la acción agravada en la toma de rehenes consiste en que haya lesiones o muertos, con lo que él no estuvo involucrado, pues el que mató fue su compañero.

Entonces, Edilio Hernández a planteó que la cadena perpetua a la que se vio condenado es “ilegal e injusta”, alegando que los tribunales utilizaron estos recursos para poder justificar una condena de este tipo a una persona que no cumple con el perfil.

Hernández agregará a los reclamos la violación de las Reglas Mandela (Reglas Mínimas para el Tratamiento de los Presos), las cuales median el internamiento de reclusos desde 2015, que prohíben el aislamiento de personas en celdas de castigo.

La madre de Leandro Cerezo inició independientemente una recogida virtual de firmas para reclamar al Gobierno de la isla muestras de que su hijo está bien, pero por el momento no tiene los apoyos necesarios.

El reo entró en prisión en 2007, cuando tenía solo 19 años, luego de haber tratado de secuestrar un avión en el aeropuerto José Martí para escapar hacia Estados Unidos, mientras cumplía el Servicio Militar.

Dos de los implicados en el plan desvelaron toda la operación una vez detectados al tratar de huir de la unidad militar.

Leandro Cerezo y Yoan Torres Martínez se vieron obligados a esconderse durante una semana en dicho recinto, cuando el último asesinó a un soldado que se cruzó en su camino cuando intentaba salir por una posta.

Torres Martínez también fue el responsable de matar a un oficial que fue tomado como rehén en el autobús a bordo del cual llegaron al aeropuerto José Martí. Los dos fueron condenados a perpetua.


Mantente actualizado en tiempo real a través de nuestros canales de Telegram:

Noticias minuto a minuto

CubaCute en Telegram

Chatea con otros cubanos y discute de todo cuanto se te ocurre sobre Cuba

Grupo CubaCute en Telegram


Relacionados
- Advertisment -

Últimas entradas


Mantente actualizado en tiempo real a través de nuestros canales de Telegram:

Noticias minuto a minuto

CubaCute en Telegram

Chatea con otros cubanos y discute de todo cuanto se te ocurre sobre Cuba

Grupo CubaCute en Telegram