InicioActualidadAduana General de Cuba anuncia que desde ahora se podrán importar al...

Aduana General de Cuba anuncia que desde ahora se podrán importar al país electrodomésticos altos consumidores de electricidad

Las autoridades han aprobado una nueva medida mediante la cual se permite la importación con fines no comerciales de varios electrodomésticos, que estaban vetados hasta la fecha o cuya entrada a la isla era muy compleja.

Los cubanos entonces podrán comprar e importar microondas de más de 2.000 vatios, aires acondicionados que sobrepasen la tonelada de capacidad y cocinas vitrocerámicas de inducción con focos y hornos que superen los 1.500 vatios.

Publicada este lunes, la Gaceta Oficial extraordinaria estipula la cantidad que es posible entrar al país, y que varía entre una y dos unidades en dependencia del equipo. También se establece el monto a abonar por ello, que fluctúa entre los 100 y 850 pesos cubanos (CUP).

EFECTOS ELECTRODOMÉSTICOS, INFORMÁTICA Y COMUNICACIONES
EFECTOS ELECTRODOMÉSTICOS, INFORMÁTICA Y COMUNICACIONES

El documento establece que la decisión se debió a la nueva «política aprobada para el desarrollo perspectivo de las fuentes renovables y el uso racional de la energía». Para ello, se hace necesario «dejar sin efecto los requisitos técnicos que limitan la importación no comercial por personas naturales de equipos electrodomésticos».

La razón detrás del veto de dichos electrodomésticos hasta el momento consistía en que eran considerados altos consumidores de electricidad.

Sin embargo, la modificación legal se produce en medio de un panorama grave para el consumo eléctrico en la isla, al haber vuelto los apagones de cuatro horas en adelante en algunas localidades del país.

La Unión Eléctrica de Cuba se manifestó el jueves pasado, achacando las culpas a la precariedad del Sistema Eléctrico Nacional, el cual se encuentra deteriorado y envejecido, es decir, que no puede asumir una generación eléctrica como la que necesitan los cubanos.

La UNE aseguró, no obstante, que una vez la situación epidemiológica se solucionara, las autoridades dispondrían de los recursos para hacer las reparaciones necesarias, garantizando así un suministro más estable para la gran demanda. Pero todavía se mantiene en etapa de promesa.

La medida revivió un mercado temporalmente apagado por las limitaciones de vuelos: las llamadas «mulas». Estos individuos encontrarán en los electrodomésticos de alto consumo un nicho que vale la pena explotar, asegurando de esta manera que el Estado no sea el único proveedor de estos equipos, pues como se hace evidente en las largas colas a las afueras de las tiendas en Moneda Libremente Convertible (MLC), el Gobierno no tiene la capacidad para garantizar por sí mismo una oferta en territorio nacional.

Relacionados
- Advertisment -

Últimas entradas