InicioInmigraciónEl desgarrador testimonio de una cubana y su hijo que se enfrentaron...

El desgarrador testimonio de una cubana y su hijo que se enfrentaron a la muerte en la selva del Darién

Danai Valdés se mantiene firme en su deseo de llegar a Estados Unidos. Se trata de una cubana con sobrepeso que dijo haber estado cerca de la muerte en varias ocasiones durante el trayecto a través de la selva del Darién junto a su hijo.

La mujer cruzó 13 países, uno de ellos Colombia, donde los medios de comunicación siguieron su historia desde que estaba en el poblado de Capurganá. “Uno ve a las personas, por lo menos a las haitianas, cómo entran con tres niños y salen con uno”, recordó en declaraciones a un canal de la nación sudamericana.

El joven Moisés Bustamente, su hijo, compaginó el testimonio de Valdés relatando: “Vi a un bebé envuelto en sábanas que parece que tuvo que haberse deshidratado con su madre, y vi a un señor obeso, muerto”.

Ambos se encuentran actualmente varados en el pueblo mexicano de Tapachula, mientras esperan para poder avanzar hacia la capital del país y luego continuar hacia la frontera con Estados Unidos. Allí iniciarán, o así lo esperan, el proceso de solicitud de asilo, siguiendo el ejemplo dado por miles de migrantes cubanos en los últimos años.

Hace tres meses, antes de que Valdés y Bustamante atravesaran la peligrosa selva fronteriza entre Panamá y Colombia, Danai había declarado: “Si tuviera que hacerla 20 veces [la ruta por varios países], la vuelvo a hacer y la vuelvo a hacer hasta lograrlo o perder la vida en el Tapón del Darién, como tantos que han perdido también la vida”.

Siguiendo la misma línea de pensamiento, la mujer sostuvo recientemente que “ha sido una travesía muy dura en la historia de nosotros, pero cada migrante tiene algo que contar”.

Habiendo bajado unas libras, ya luego de unos meses de haber emprendido el viaje, la migrante no piensa retroceder o achantarse hasta que no arribe a Estados Unidos.

Danai concluyó esta semana, ante TeleAntioquía Noticias, que cruzaron la selva del Darién, y ya trece países, por lo que pidieron ayuda para continuar el trayecto, estando varados en Tapachula.

En contraste, Araceli Rosales, cubana de 31 años, aseguró que los riesgos a los que ella y su familia se han expuesto no valen la pena. La declaración fue hecha a The Wall Street Journal recientemente, desde un campamento de migrantes cerca de la selva del Darién.

La migrante, en compañía de su esposo y los dos hijos de la pareja, partieron desde Guyana hace tres meses, atestiguando traumáticas experiencias vividas en Panamá. La selva del Darién ha sido atravesada por unos 70.000 migrantes este año, de acuerdo con información de las autoridades migratorias panameñas. La cifra representa un crecimiento exponencial, en comparación con los 7.000 que cruzaron en el mismo período de 2020.


Mantente actualizado en tiempo real a través de nuestros canales de Telegram:

Noticias minuto a minuto

CubaCute en Telegram

Chatea con otros cubanos y discute de todo cuanto se te ocurre sobre Cuba

Grupo CubaCute en Telegram



Mantente actualizado en tiempo real a través de nuestros canales de Telegram:

Noticias minuto a minuto

CubaCute en Telegram

Chatea con otros cubanos y discute de todo cuanto se te ocurre sobre Cuba

Grupo CubaCute en Telegram