InicioActualidadGobierno cubano advierte que están prohibidas las agencias de viaje y los...

Gobierno cubano advierte que están prohibidas las agencias de viaje y los guías turísticos privados en la isla

María Elena Feitó Cabrera, ministra de Trabajo y Seguridad Social, recordó que en Cuba continúa estando prohibido el ejercicio privado del servicio de guía de turismo y agencia de viaje, en una misiva que envió a un grupo de 6 cuentapropistas cubanos que exigían la legalización de estas prácticas.

Uno de los demandantes, Rogers Guilarte, explicó desde sus redes sociales que la funcionaria les había indicado que las referidas labores están «asociadas a productos turísticos desarrollados y comercializados por las entidades del sistema empresarial del turismo en Cuba».

Replicando la carta-respuesta de la ministra, Guilarte mostró cómo esta comentaba: «De acuerdo con la política del Ministerio de Turismo, no se permiten comercializarse por personas naturales, ni autorizarse a ejercer por las micro, pequeñas y medianas empresas privadas, las cooperativas no agropecuarias y los trabajadores por cuenta propia».

El otrora guía turístico acotó que la carta respondía a la reclamación de «un grupo de promotores de guías de turismo» al Gobierno sobre el ejercicio particular de esta actividad económica en una reunión celebrada el pasado 23 de septiembre de 2021.

En el grupo de Facebook «Guías Turísticos por su legalización como TCP», Guilarte alegó que las reclamaciones del sector privado comenzaron a enviarse en febrero pasado a la Presidencia Cuba, al Consejo de Estado y de Ministros, a la Asamblea Nacional Cuba, y a los ministerios de Trabajo y Seguridad Social y de Turismo.

Precisó que se dieron entonces 2 comparecencias: «una conjunta con la participación de viceministros de los citados ministerios y una segunda con los asesores del ministro de Turismo, Juan Carlos García Granda, donde se expusieron todas las razones de peso incluidas comparaciones con países socialistas (como Vietnam) para que la actividad fuese liberada y se estableciera una política tributaria acorde, que diera además, la posibilidad de empleo a muchos profesionales jubilados y jóvenes madres que no pueden ejercer al ritmo de las empresas turísticas del Estado».

Continuó: «Hoy, nos enfrentamos a esta carta con redacción malograda y conceptos errados, donde se habla de ‘pertenencia’ en lugar de pertinencia y se nos tilda de ‘promotores de guías de turismo’ cuando somos, en nuestra mayoría, guías formados y preparados (sin falsas modestias) por instituciones de enseñanza de gran prestigio, con un cúmulo de experiencias y años en el gremio que solo podrían ser ignorados por quienes no poseen un entendimiento vasto de nuestras cualidades profesionales».

La respuesta de la titular fue calificada por el trabajador por cuenta propia como un «acto deliberado de incongruencia gubernamental», dado que cuestionó que mientras el presidente «insta a destrabar, escuchar e impulsar», otros funcionarios solo «obstaculizan, aletargan o destruyen las esperanzas de ciudadanos (…) de contribuir desde un empleo digno y legal con la responsabilidad de aportar al crecimiento de la nación».

El guía de turismo cubano agregó que «resulta inaceptable, indignante y decepcionante a sobremanera percibir que las ‘evaluaciones’ que supuestamente tomarían en cuenta las necesidades de este gremio que no pretende competir con los grandes conglomerados del Estado en la actividad turística, fueron solo un juego de letanías para llevarnos al punto donde estamos y desde donde interpretamos, se apuesta a rendirnos por cansancio».

Guilarte aseguró que continuarán demandando la aprobación de dichas actividades como parte del sector cuentapropista, dado que les «sobran argumentos» y les «faltan razones» para aceptar la respuesta gubernamental que «describe al Ministerio de Turismo como un monolito inamovible que no puede ni pretende atemperarse a los tiempos que corren, con las necesidades de ciudadanos que sólo pretenden llevar comida a la mesa de sus familias».

Se trata de uno de los sectores empresariales más lucrativos del Gobierno cubano y del conglomerado militar GAESA, para los que el emprendimiento privado ha representado una competencia real en las últimas décadas, pero en febrero de 2021 se prohibió el ejercicio de los turoperadores y agencias de viaje como parte de las actividades económicas para ejercer «por cuenta propia».

Relacionados
- Advertisment -

Últimas entradas