InicioActualidadMientras los cubanos sufren la escasez, los turistas alaban en las redes...

Mientras los cubanos sufren la escasez, los turistas alaban en las redes sociales los hoteles en Cuba por la abundancia de comida que encuentran en ellos

Lorena M., turista española que se hospedó recientemente junto a su familia en el céntrico hotel habanero, céntrico hotel, manifestó alucinada: «Ha sido una grata sorpresa. Llegamos a La Habana y pensamos que los hoteles no tendrían de todo por el tema del bloqueo y para nada».

La internauta aseguró en el apartado de opiniones del sitio web especializado TripAdvisor que no se pudo quejar de su estancia en la instalación (categorizada como Travellers Choice): «Los desayunos buenísimos, la limpieza muy buena, pero sobre todo la atención y amabilidad del personal».

Lilia M., otra clienta alojada en el lujoso lugar, alegó que allí se disfruta de «comida exquisita (mariscos, carne de res con una perfecta cocción, coctelería de primera)». La mujer había hecho estancia en el hotel el pasado 30 de diciembre de 2021, debido a un viaje de negocios.

La gallega Susana C. comentó agradecida sobre la instalación turística: «Estuvimos en régimen de alojamiento y desayuno. Para el desayuno, tenían tres tipos de pan distintos sin gluten, y como no tenían mermelada individual, nos dejaron un bote nuevo de mermelada hasta que nos fuimos para que mi hija pudiera desayunar sin problemas».

Mornings, sitio británico de posicionamiento turístico, otorgó al Iberostar Parque Central el octavo lugar entre los 133 mejores hospedajes del mundo, gracias a la altísima calidad de su servicio de desayuno, considerado como el mejor de La Habana. Con 3.445 puntos, esta comida solo fue superada por la de hoteles en Londres, Kuala Lumpur, Bangkok, convirtiéndose así en uno de los mejores de Norteamérica.

El texto detalló la gran variedad de frutas, jamones, quesos, dulces, yogures sellados, huevos, jugos naturales, mantequilla, avena, café y leche (todo preparado a elección del huésped) que se oferta en el local capitalino.

Sin embargo, mientras esta abundancia y calidad recibe a viajeros internacionales en lujosos hoteles en la isla caribeña, el pueblo cubano se las ve negras para hacerse con víveres suficientes para sobrevivir, en medio de una de las crisis económicas más agudas de la historia nacional y una escasez generalizada de productos de primera necesidad. El panorama en el hotel capitalino contrasta notablemente con las drásticas privaciones que sufren los habitantes de sus alrededores, ya que el edificio se encuentra en el límite entre dos de los municipios más empobrecidos y carentes de la ciudad, Centro Habana y Habana Vieja.

Teniendo que enfrentar un proceso inflacionario demoledor, los cubanos de a pie se ven obligados a resignarse cada vez que transitan por las inmediaciones del hotel y divisan a gran cantidad de personas extranjeras disfrutando de banquetes innecesariamente grandes y diversos. Mientras, las autoridades cubanas culpan al embargo estadounidense contra la isla por causar esta crisis de escasez, pero los números de sus importaciones desde el país norteño no paran de subir, y venden productos de alta demanda y hasta de producción nacional en las tiendas que operan en divisas foráneas.

Por eso, y por la evidente discordancia que existe entre la realidad del pueblo cubano y la de los extranjeros que llegan a la isla, es que el huésped NorthStar593962 denunció que el personal del Iberostar Parque Central «no es de fiar. Intentan llevarte a sitios para sacarse un extra. Negociamos con uno un taxi ida y vuelta por 20 dólares y finalmente nos pedía 40, y el de recepción le daba la razón cuando habíamos quedado con él en 20».

Relacionados
- Advertisment -

Últimas entradas