InicioCuba Curiosa¿Qué fue de la talentosa y querida actriz cubana Nancy González y...

¿Qué fue de la talentosa y querida actriz cubana Nancy González y por qué apenas se le ve ya en la televisión?

Nancy González es una de las actrices cubanas más aclamadas por el público desde su ausencia en la gran pantalla después de su actuación protagónica en las famosas películas: Los Zafiros «Locura azul»(1997) y Caravana (2005); en la famosa novela «Pasión y prejuicio» (1992) por la que alcanzó el Premio de Actuación en Televisió, otorgado por la Unión de Escritores y Artistas de Cuba (UNEAC) en 1993. Asimismo, participó en exitosas series como: María María» (1991),»La mujer prohibida» (1991), «Salir de noche» (1999), «Añorado encuentro» (2011), también actuó en obras de teatro, su primera interpretación fue «La emboscada» de Roberto Orihuela, de quien hizo una secuencia de obras que luego la llevaron a incursionar en otros autores cubanos; su repertorio en cine es aun más extenso.

No en vano ha sido Nancy González uno de los mejores talentos en nuestro país, a pesar de su talento innato, González es graduada de la especialidad de actuación en la Facultad de Artes Escénicas del ISA (Instituto Superior de Arte) en el año 1981. Su ya citada trayectoria en el mundo cinematográfico la ha posicionado en la cumbre del ámbito del espectáculo siendo Embajadora cultural de Buena Voluntad del Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) en Cuba. De esta manera, ha sido una inminente portavoz de los mensajes de la mencionada organización, aunque ya no es oficialmente emisaria, se ha mantenido activa en dicha labor en función de los derechos de la infancia y adolescencia que, además, personifica y lleva de manera subliminal a la pantalla en cada uno de los personajes que encarna.

Cortesía Nancy González

Los años no han opacado a tan querida actriz que, una vez alcanza el éxito en el mundo televisivo, se dispone a realizar otra de sus pasiones: la organización de eventos. Actualmente cuenta con una compañía propia de alto prestigio que ha ido desarrollando hace algunos años y que, le ha robado un poco de su tiempo como actriz, dicha falta es notable en la televisión cubana.

La estudiante de Periodismo, Yira Hernández Gómez ha publicado una entrevista realizada por ella a dicha actriz, y que adjuntamos aquí con el objetivo de explicar, con sus propias palabras, los cambios más importantes y significativos que ha tenido en su vida así como, sus propios sentimientos frente al mundo cinematográfico y la organización de eventos. La entrevista figurará como un diálogo donde se distingue la pregunta (P) de la joven y la respuesta (R) de Nancy González.

Cortesía Nancy González

P: «¿Por qué no se ha mantenido como Embajadora de Buena Voluntad de la UNICEF?».

R: «No trabajo ya con la organización porque me ocupaba mucho tiempo. Cumplí con este encargo durante veinte años. En Cuba no es muy conocida esa labor en la que la organización utiliza a personas con un alto grado de popularidad para dar a conocer los programas que hace, apoyar los lugares donde hay algún problema, para que se ponga la debida atención. Sin embargo, aquí la prensa no cubre la actividad desarrollada por la institución».

P: «¿Se mantiene activa como actriz?»

R: «Sí, recientemente terminé de hacer la película Las señoritas De Avignon, cuya productora fue Genova pro, perteneciente al sector no estatal. Es una obra de ficción que gira en torno a un cuadro de los más famosos de Picasso, sobre el cual existía la duda de que él fuera su verdadero autor. Se tenía la suposición de que la verdadera creadora de la obra de arte fuera una de sus modelos, quien además era pintora y este fue el personaje que yo interpreté. Ella planeó robarse el cuadro a modo de venganza».

Cortesía Nancy González

P: «¿Cuál de sus personajes la ha entusiasmado más al interpretarlo?».

R: «Todos y cada uno de ellos, los interpreto con igual pasión».

P: «¿Cuándo comienza a trabajar como organizadora de eventos?»

R: «Hace más de diez años, y desde la fecha, he descubierto que me gusta cada vez más».

P: «¿La decisión de dedicarse a la organización de eventos tiene que ver con los bajos salarios que se les paga a los artistas cubanos?».

R: «No directamente, tiene que ver con la cantidad de trabajo, las necesidades crecientes del ser humano de desarrollarse y buscar nuevas expectativas. Además, encontré este ámbito profesional que me gustó muchísimo. El sistema de pago de los artistas ha mejorado bastante, aunque no es satisfactorio en relación con la economía que rige nuestra sociedad. Actualmente, tenemos ventajosamente un salario mejor que el resto de los sueldos normales, lo que sucede es que no tenemos una garantía mientras no tenemos obra. Por ejemplo, podemos estar haciendo una novela durante un año y hasta que se finalice no cobramos, lo cual no da una estabilidad para la vida. Pero la razón fundamental en mi caso no fue el pago».

Cortesía Nancy González

P: «¿Cuál fue el motivo que la inspiró a desarrollar una carrera como organizadora de eventos después de triunfar en la televisión?».

R: «Llegué a organizar eventos particulares sociales como parte de una investigación. Me llamó la atención que es una profesión muy maltratada en la sociedad. Lo tildan de innecesario o burgués, y yo decía, si es tan juzgado y la opinión es tan negativa, por qué las personas a través de los años siguen esta práctica en todo el mundo como parte de la cotidianidad cuando hay un suceso que amerita su celebración.

Los eventos sociales reflejan la cultura y tradición de un país. Por lo tanto, me di a la tarea de unificar el trabajo de varios especialistas para lograr el mejoramiento de estos festejos, que no solo son propios de nuestra tierra. Desde tiempos ancestrales se han celebrado diferentes tipos; de ellos, cuatro han atravesado todos los tiempos, se practican en todo el mundo y son: el nacimiento, la pubertad, el matrimonio y la muerte. Implican no solo al ser humano que está viviendo el momento, sino a toda la comunidad que le rodea.

Actualmente, los especialistas con los que comparto mi labor, actúan con mucho respeto y seriedad, para rescatar lo más puro y valedero de la profesión. Tratamos de transmitirles a los clientes la información mínima elemental que podamos tener».

P: «¿Qué servicios ofrece su empresa?».

R: «Hago la dirección artística y la conducción. Como trabajo con otros especialistas, nos ocupamos todos de la preparación, desde la fotografía hasta el local donde se va a realizar».

P: «¿Su prestigio como actriz ha favorecido?»

R: «Los dos oficios tienen puntos de contactos y de cierta forma esto contribuye a que las personas depositen mayor confianza en mí porque ya me conocen y creen que el resultado de la eventualidad puede tener un éxito mayor. Pero, una cosa no es exactamente igual a la otra, son trabajos diferentes y me da mucho gusto esa seguridad que tienen los clientes con respecto a lo que hacemos».

Cortesía Nancy González

P: «¿Qué le gusta más, la actuación o la organización de eventos?»

R: «Yo soy de las personas que ama todo lo que hace y hace todo lo que ama, por eso disfruto tanto una labor como la otra».

Relacionados
- Advertisment -

Últimas entradas