InicioActualidadDíaz-Canel quiere ahora llenar el país de paneles solares, pero ¿a dónde...

Díaz-Canel quiere ahora llenar el país de paneles solares, pero ¿a dónde fueron a parar los 1200 millones dados por Rusia para construir una central termoeléctrica de última generación?

El presidente de Cuba, Miguel Díaz-Canel, pidió este martes aprovechar la energía solar en momentos en que el país afronta una crisis energética que ha provocado apagones en gran parte de la isla.

«En el día más largo, el del solsticio de verano este 2022, dediquemos un minuto a pensar cuánto más podemos aprovechar la energía solar, como parte de las energías renovables. Saludo a los que van delante en su aprovechamiento», escribió Díaz-Canel en Twitter.

El mandatario dijo recientemente que son «extremadamente costosas» las inversiones que necesita Cuba para estabilizar la generación a partir de reparaciones de averías y mantenimientos necesarios a la centrales termoeléctricas.

En los últimos meses, la Unión Eléctrica ha notificado más de 300 afectaciones en muchas de las 13 centrales termoeléctricas (ocho terrestres y cinco flotantes) del país.

El Gobierno busca transformar la actual matriz energética y fomentar el uso de energías limpias y amigables con el medioambiente, con énfasis en las energías solar, eólica y la generada a partir de la biomasa.

El objetivo es alcanzar el 100 % de participación de las fuentes renovables en la generación eléctrica en la isla y evitar la dependencia de los combustibles fósiles.

Según datos del Ministerio de Energía y Minas, solo el 5 % de la energía es generado por esta vía.

A estas alturas, miles de cubanos se preguntan que ocurrió con el crédito dado por el Gobierno ruso a Cuba en el año 2015 para la construcción de una planta termoeléctrica de ultima generación

Según informó la prensa estatal en su momento, la isla dispondría de 1200 millones de euros para la construcción de los bloques de energía en dos centrales termoeléctricas.

Según el acuerdo aprobado por el gobierno, los recursos se invertirian en la construcción de cuatro unidades de generación eléctrica de 200 MW para las centrales termoeléctricas Máximo Gómez y Este Habana.

«La parte rusa otorgará a la parte cubana un crédito estatal de exportación por 1 200 millones de euros para financiar la construcción de una unidad de 200 MW de potencia en la central termoeléctrica Máximo Gómez, y tres unidades de 200 MW de potencia en la central térmica Este Habana», indicaba en el proyecto del acuerdo, publicado en un portal web oficial.

Relacionados
- Advertisment -

Últimas entradas