InicioActualidadBiden dice que "no es racional" deportar a los cubanos que ingresan...

Biden dice que «no es racional» deportar a los cubanos que ingresan ilegalmente a los Estados Unidos

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, dijo hoy que «no es racional» deportar a los migrantes cubanos que llegan de forma irregular al país, y afirmó que trabaja con México para frenar el flujo de estas llegadas.

En declaraciones a la prensa en la Casa Blanca, Biden aseguró que la situación en la frontera es «totalmente diferente» a la que había en la Administración anterior de Donald Trump (2017-2021), ya que «llegan menos migrantes de Centroamérica y México».

«Ahora estoy atento a Venezuela, Cuba y Nicaragua. La posibilidad de enviarlos de regreso a esos países no es racional», dijo Bidenb, quien añadió: «Estamos trabajando con México y con otros países para ver si podemos parar el flujo (migratorio)».

Ante los rumores de que gobernadores republicanos podrían enviar a migrantes indocumentados al estado de Delaware, donde está la residencia de Biden, el presidente se limitó a responder con tono burlón: «Visiten Delaware, es un estado hermoso».

Según el Centro para la Democracia en las Américas (CDA), en el año fiscal 2022, casi 182 mil cubanos han llegado a EE. UU. La cifra sobrepasa los registros combinados del éxodo de Mariel (1980) y la «crisis de los balseros» (1994), las dos mayores oleadas migratorias desde Cuba hasta el hoy.

El trayecto por mar hasta las costas de Miami continuó siendo, en 2022, una vía para abandonar Cuba, a pesar de las palabras pronunciadas por Alejandro Mayorkas, secretario de Seguridad Nacional de EE. UU., tras las protestas de julio de 2021 en la isla: «A cualquier migrante interceptado en el mar, sea cual sea su nacionalidad, no le será permitido ingresar en los Estados Unidos», dijo Mayorkas.

Pero esto no fue obstáculo para que la Guardia Costera encontrara a 1.067 cubanos en embarcaciones en los primeros cinco meses del año fiscal 2022 (que cuenta desde octubre de 2021 hasta septiembre de 2022). La ruta marítima es la más peligrosa para ellos, «debido a que viajan en embarcaciones de origen artesanal, que no están diseñadas para realizar cruces de ultramar», dice a DW Edwin Viales, del Proyecto Migrantes Desaparecidos, de la Organización Internacional para las Migraciones (OIM).

Una nueva ruta ha ganado importancia desde noviembre de 2021, momento en que los vuelos La Habana-Managua comenzaron a ser los más demandados en la isla. Fue entonces cuando el Gobierno de Daniel Ortega eliminó las visas a los cubanos, por lo que el país centroamericano se convirtió para ellos en el nuevo punto de partida en la ruta hacia Estados Unidos.

El trayecto desde Nicaragua les permite evitar cruzar el temible Tapón del Darién, la peligrosa jungla que conecta Colombia con Panamá. Aun así, atravesar Guatemala y México, hasta llegar a la frontera con Estados Unidos, sigue siendo para los cubanos, como para el resto de migrantes, un camino en el que acechan los traficantes de personas, las violaciones y las desapariciones. Muchos pierden la vida en él. «La principal causa de muerte es el ahogamiento en el Río Bravo», señala el experto de la OIM. También la deshidratación y la fatiga de quienes cruzan el desierto, así como los accidentes de tránsito, están detrás de esos fallecimientos.

Relacionados
- Advertisment -

Últimas entradas