Hoy cumple 56 años la actriz cubana María Isabel Díaz, la eterna novia para David

Su nombre siempre estará ligado al filme Una novia para David, aunque otras la reconozcan por ser la “chica Almodóvar” cubano. La realidad es que María Isabel Díaz es uno de los rostros imprescindibles del cine cubano y también del español, donde ha triunfado como toda una grande…

Ofelia, aquella gordita que decían que no tenía sentimientos, es en realidad la actriz cubana Maria Isabel Díaz Lago.

Nacida en La Habana, en el año 1964, siempre supo que su vida era el arte y desde su etapa como estudiante en esa Cuba convulsa de los tabarish rusos se vinculó a grupos teatrales, hasta su ingreso final en 1982 en el Instituto Superior de Arte.

Aún siendo estudiante llegó el filme que cambiaría su vida: Una novia para David, con guion de Senel Paz y dirigido por Orlando Rojas. Desde ese momento, sería para los cubanos Ofelia y para otros, “La Gorda”.

Una novia para David fue vista en el año de su estreno en Cuba por 8 millones de personas

Sin embargo, en su haber ya se apuntan más de 20 filmes, entre los que destacan títulos como “Cosas que dejé en La Habana”, de Manuel Gutiérrez Aragón; “Che, el argentino” de Steven Soderbergh; “La llamada” de Javier Ambrosi y Javier Calvo; “Piedras” de Ramón Salazar, o “Pudor” de Tristán Ulloa.

En el 2006, ya viviendo en España, vuelve a probar las mieles del éxito convirtiéndose en la primera “chica Almodóvar” de Cuba, cuando en el filme ‘Volver’ encarnó el papel de Régina, una prostituta, que es vecina y cómplice de la protagonista.

El Continental, Aida, El comisario, Periodistas, Compañeros, Hospital central o Carvalho, son algunos de los títulos televisivos donde hemos podido saborear su savoir fair. Aunque su gran salto a la fama fue darle vida a Sole en la exitosa serie de televisión “Vis a Vis”, que le valió un Premio Ondas Nacional de Televisión al Mejor Intérprete Femenino en Ficción y una nominación como mejor actriz secundaria a los premios de la Unión de actores de España.

Ha confesado que se siente tan cubana como española, pero que su país ideal sería la unión de ambos.

“Si construyese un país utópico me encantaría que en Cuba existiera el desarrollo económico que existe en España y en España, la relación que tenemos los cubanos con el amor, muy intenso, desbordado y mágico que vivimos en Cuba”, dijo solo hace unos meses en una entrevista.

Ya de la gordita que protagonizó Una novia para David queda poco, pues si algo ha marcado los últimos años de su vida ha sido la espectacular perdida de peso. Desde el 2018 comenzó un cambio radical en su vida, llegando a adelgazar más de 50 kilos, y vaya que se le notan.

“Mis brazos están con una flacidez brutal y yo los exhibo sin complejos. ¡Claro que me gustaría no tenerlos!”, admitió tras su impresionante transformación física.

Su cambio físico en los últimos dos años es espectacular.

María Isabel asegura que esa pérdida de peso a los 56 años le ha supuesto un envejecimiento violento: “Cuando yo estaba gordita lucía mis brazos gordos, y no me importaba, pero ahora he sufrido una transformación rara, pero lo voy a aprovechar para hacer personajes. Sueño con hacer un personaje que se desnude y enseñe las arrugas reales”.

Reconoce que bajó de peso por salud, no por exigencias de ningún guion. Físicamente ya no estaba al 100%. Siempre había sido una “gorda ágil”, pero eso cambió con los años. La parte más cómica, cuenta, es que como es la “única gorda” en el panorama de sus amigas ha heredado mucha ropa de las delgadas.

Como curiosidad, casi desconocida por sus seguidores, es que entre los años 2010 y 2015 vivió en Miami y formó parte del equipo de “couch” que se encargaban de preparar los casos que se presentaban en el programa “Caso Cerrado” de Ana María Polo.


Mantente actualizado en tiempo real a través de nuestro canal de Telegram:

CubaCute en Telegram


Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que estás de acuerdo con esto, pero puedes optar por no hacerlo si lo deseas. Aceptar Leer más